El crecimiento de China impulsa la recuperación económica mundial

0
Un niño observa un espectáculo de luces en el Bund en Shanghai, en el este de China, el 4 de novimebre de 2020. Un espectáculo de luces con el tema de la Exposición Internacional de Importaciones de China se llevó a cabo en Lujiazui de Shanghai.
Un niño observa un espectáculo de luces en el Bund en Shanghai, en el este de China, el 4 de novimebre de 2020. Un espectáculo de luces con el tema de la Exposición Internacional de Importaciones de China se llevó a cabo en Lujiazui de Shanghai.

Ni Tao

El PIB de China aumentó en el 2020 un 2.3 por ciento hasta los 101,60 billones de renminbi (15,67 billones de dólares), afirmó este lunes la Oficina Nacional de Estadísticas.

A pesar del complejo entorno que plantea la pandemia de COVID-19, en el cuarto trimestre del año el crecimiento económico volvió a una tasa pre-pandémica del 6,5 por ciento, con un PIB por primera vez de 100 billones de renminbi.

Se espera que China sea la única economía importante que aseguró un crecimiento positivo en un año devastado por la pandemia. ¿Cómo se hizo para que sucediera?

Los expertos aseguran que el crecimiento se benefició de las políticas macroeconómicas.

Por un lado, los recortes de impuestos y tasas totalizaron más de 2,5 billones de renminbi, es decir, el 2,5 por ciento del PIB. Esto proporcionó a las empresas más pequeñas un flujo de caja muy necesario y dejó dinero para el consumo.

Por otro, el año pasado también fue testigo de una de las expansiones fiscales más fuertes, con un déficit de 3,76 billones de renminbi.

Esta tasa de déficit del 3,7 por ciento no sólo garantizó un estímulo razonable, sino que también evitó un riesgo excesivo.

China también emitió 1 billón de renminbi en bonos gubernamentales especiales anti pandemia.

En general, la expansión del gasto fiscal fue crucial para estimular el consumo y estabilizar la inversión, el consumo y el empleo.

Al mismo tiempo que China se embarca en un nuevo viaje para construir un país socialista moderno, promover una recuperación económica constante y un desarrollo de alta calidad, este insólito crecimiento reviste una importancia especial, tanto a nivel nacional como mundial.

A nivel nacional, el crecimiento marcó la mejora continua de la fortaleza nacional integral de China, mejorando constantemente la fortaleza científica y tecnológica y aumentando la capacidad de producción industrial y agrícola.

En 2020, el PIB per cápita de China superó los 10.000 dólares por segundo año consecutivo, situándose entre los países de ingresos medios altos. Asimismo, la brecha de desarrollo con los países de ingresos altos sigue reduciéndose.

Los logros científicos y tecnológicos continuaron surgiendo en 2020 e inyectaron vitalidad en el desarrollo económico de alta calidad.

Chang’e-5 aterrizó con éxito en la Luna y regresó con muestras de su suelo, la sonda Tianwen-1 fue lanzada con éxito hacia Marte y se completó el sistema global de navegación por satélite Beidou-3.

A nivel internacional, mientras la economía mundial entró en una profunda recesión y la pandemia empuja a 100 millones de personas hacia la pobreza extrema, el crecimiento de China inyectó un impulso esperanzador para la recuperación económica mundial.

Y mediante la firma de la Asociación Económica Integral Regional (RCEP), China redobla esfuerzos en la cooperación internacional y los resultados ganar-ganar.

En ese sentido, también China completó las negociaciones de acuerdos de inversión con la Unión Europea y anunció que está considerando adherirse al Acuerdo Global y Progresivo para la Asociación Transpacífico.

Durante el 2020, China también promovió la construcción de alta calidad de la Iniciativa la Franja y la Ruta.

En los años venideros, China seguirá siendo abierta y participativa dentro de la economía mundial. A medida que China acelera el establecimiento de un nuevo modelo de desarrollo definido como “la doble circulación” -en el que las circulaciones internas y externas se refuerzan mutuamente con la circulación interna como pilar-, este reciente paradigma seguirá promoviendo beneficios mutuos y contribuyendo a la prosperidad común de todos los países del orbe.

Colaboración especial: El Pueblo en Línea

Logotipo Pueblo en Línea

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here