Con una superficie de 112.492 kilómetros cuadrados y una población de nueve millones de habitantes, Honduras es una sintesís de lo mejor de la oferta turística de Centroamérica.

El excelentísmo embajador de Honduras, Norman García Paz, destaca que en su país el viajero puede encontrar todo lo que se espera de Centroamérica. Es decir, culturas precolombinas, ciudades coloniales, arrecifes para el buceo… Por ejemplo, en Utila, una de las tres islas grandes de Honduras, existe la posibilidad de poder observar al tiburón ballena en su ecosistema.

Maravilla arqueológica
Alguien dijo que si comparamos las ciudades contemporáneas con las del mundo maya, Chichén Itzá sería Manhattan y Copan sería París.

Esta última, con sus impresionantes esculturas, tiene aún muchos tesoros arqueológicos por descubrir. Por su parte, en un estudio se determinó que las mejores playas de Centroamérica se encontraban en Honduras, en Trujillo.


Sin embargo, todavía es un destino no muy demandado por los españoles a pesar del vuelo directo existente en Madrid y San Pedro operado por la compañía Air Europa. En este sentido, el 90% de los turistas que visitan Honduras proceden de Norteamérica, Canadá y EE.UU. Un millón de cruceristas llegan a la Bahía y a otras zonas del país.

Déficit de inversiones
El mayor inversionista europeo en Honduras es Luxemburgo, por su compañía de telefonía que está extendida por el territorio de Honduras y El Salvador. El grupo español Soria, que venden marisco, está presente en el país desde hace 30 años ya que en Honduras posee 16 hectáreas de camarón.


Sin embargo, el excelentísimo embajador de Honduras, lamenta el déficit de inversión española, teniendo en cuenta las áreas de interés como: Energía renovables, Infraestructura o Textil. «Yo siento que pierden oportunidades, porque si producen en Honduras, tienen acceso a un mercado de 1.400 millones de consumidores», finaliza García.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here