Ir de picnic, recargar energía en plena Naturaleza y desconectar del asfalto de la ciudad. La Comunidad de Madrid ofrece lugares idílicos para extender la manta y abrir la cesta de viandas. Zity, empresa de movilidad compartida de Ferrovial y Renault Group, te lleva a las siguientes rutas para disfrutar de entornos inesperados.

LA HIRUELA

La ruta “De Molino a molino” es apta para todos los públicos. Transcurre por un sendero que discurre entre las ruinas del Molino de Juan Bravo, sobre el Río Jarama y atravesando un camino poblado de enormes robles, nogales y cerezos. Existe un área recreativa en el Molino de la Hiruela donde desplegar el mantel y hacer un picnic en el paraje natural.

VILLAVICIOSA DE ODÓN

En la Ruta Senda el Forestal hay un camino circular de unos dos kilómetros y medio. Un sendero en el que encontrarás un arroyo, puentes de madera e incluso los Cedros del Himalaya. Un árbol que está catalogado como singular de la Comunidad de Madrid.

PATONES DE ARRIBA

Alrededor de la presa del Pontón de la Oliva, muy cerca del pintoresco pueblo de Patones de Arriba, se encuentra un singular paisaje producido por los cortes en la tierra debido a la erosión del agua y el viento. Un paraje que te recordará al californiano Valle de la Muerte y donde podrás realizar una fácil ruta de 3.500 metros entre las Cárcavas.

RASCAFRÍA

En esta población de la sierra norte de Madrid se encuentra la Cascada del Purgatorio. Allí en la época de la Inquisición se decidía si los presos merecían el perdón antes de llevarlos a la horca. Cuenta con una ruta de cuatro horas y 12 kilómetros solo apta para los más deportistas.

Durante el camino uno puede cruzarse con el puente del Perdón (patrimonio Histórico Artístico Nacional, el arroyo del Aguilón (uno de los más caudalosos afluentes del río Lozoya) para finalizar en el Mirador Casa Purgatorio con sus dos espectaculares saltos de agua.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here